NOÉ: Cuando Aronofsky nos la lía parda

Vamos a ver como explico yo lo que me ha parecido la última película de Noé, de Darren Aronofsky, para que nadie se sienta ofendido...

¡¡Es la mierda más grande, pinchada en un palo que he visto en mucho tiempo y más mala que pegar a un padre con un calcetín "sudao"!!

Tras esta excelsa muestra de diplomacia y saber estar que me caracteriza, paso a enumerar las razones por las que dicho film despierta en mí tales sentimientos (o sea, que os voy a contar los motivos por los que este truño de película me parece infumable).


En primer lugar con Darren Aronofsky, este director tan "guay", me pasa algo súper curioso: No me atreveré a negar jamás sus cualidades como director de actores, porque ya lo hizo con un "bandarra" como Mickey Rourke, haciéndole interpretar un papel como Dios manda en la película El Luchador. Pero es que en su siguiente film, los productores le dieron un montón de dinero y con ese presupuesto de la leche "parriba" y unos actores más que decentes y en la cresta de sus carreras, como Hugh Jackman, va y Aronofsky nos suelta el bodrio de La fuente de la vida.

¿Pero esto qué es???

¿Diriges maravillosamente bien a actores de medio pelo y cuando te dan diez veces mas medios en tu siguiente proyecto la cagas?

Algo haces mal, chavalín.

Y si os habéis percatado de mi educada introducción, habréis llegado a la conclusión de que Noé pertenece al grupo de películas "truñeras", en al que a Darren le dan todo el presupuesto y a los mejores actores del mundo para perpetrar un engendro en el que el director se quiere lucir y convertirse en un intelectual profundo del celuloide, creando un "ñordo" infumable.

Y lo peor de todo es que Noé tenía todas las papeletas para enganchar tanto a fans de la ciencia ficción como del cine biblico. Me explico...

1.- Noé consta de un megapresupuesto y de un argumento al que se le puede sacar mucho partido con los millones de 1dólares invertidos en ella... ¡Joder, es el diluvio universal!!!... ¡Eso sí que es una catastrofe y no la mierda de los mayas de 2012!!!

2.- Han ido a escoger a un actor que encaja perfectamente en el papel princial, ya que si Russel Crowe no es el actor mas indicado para interpretar cine épico,  que venga Dios y lo vea (o sino, que le pregunten a Ridley Scott, que también es como Dios y supo sacar partido a la megaestrella australiana en Gladiator).

3.- En los elementos de ciencia ficción del film, se promete muchísimo al espectador con los Hijos de Cain y con unos monstruos gigantes de piedra de lo mas aparente (que más parecen Transformers, que otra cosa).


4.- El guión nos intenta sumergir en la torturada mente de Noé, mostrandonos el lado oscuro en el personaje.

Entonces con todos estos ingredientes... ¿Cómo demonios ha podido salir un bodrio de campeonato si se tienen todos los elementos "pa" poder triunfar???

La respuesta es muy sencilla: Darren es un intelectual (de pacotilla, si se me pregunta) y por lo tanto, lo que debería ser algo genial se convierte en...

1.- El diluvio: Se pasa por él de puntillas. Se ven caer cuatro gotas, una ola un poco más grande que las demás y ya está.

2.- Russell Crowe: Tras terminar el film, uno no sabe si su papel de Noé es el de un psicópata desquiciado, el de un padre amante, el de un profeta... O el de una madre soltera de Wisconsin.

3.- Ciencia ficción: Los hijos de Cain son básicamente medio lerdos y los monstruos gigantes de piedra se quedan en mera mano de obra barata "pa" la construcción del jodido arca, lo cual me genera la siguiente pregunta... Si los gigantes construyen el arca y los animales acuden a la nave ellos mismos... ¿Qué demonios se supone que hace Noé?... Ah, ya me acuerdo. Hace de madre soltera de Wisconsin.

4.- La torturada mente de Noé: El director, para "intelectualizar" la mente de nuestro héroe, consigue que el encargado de interpretarlo (o sea, crowe) se haga la picha un lió, dejando al espectador sin saber con qué carta quedarse... Si a eso le añadimos el ridículo espectáculo de ver a Sir Anthony Hopkins haciendo el chorra, caracterizado como el amo del calabozo y buscando bayas silvestres pues... Eso... Ridículo...

A parte de estas "anchoas" y otras que me vienen a la cabeza, merece la pena destacar el vestuario del film, que me resulta espantoso ya que los personajes parecen sacados de una explotation italiana de Mad Max... Y si a eso le añadimos que el ritmo de la película es leeeeento y todo resulta aburiiiiido...

¿Qué queréis que os diga?... Si a mí como espectador me venden Noé como un blockbuster y al final resulta que no lo es, pues como me siento "estafado" porque me han "robado" el precio de las entradas... ¡Y eso no tiene perdón!!!

Nos vemos.

También podría gustarte...

0 comentarios