NEMESIS: Cuando Batman actúa como el Joker

¿Y si Batman fuese el Joker?
Este es el planteamiento con el que el guionista escocés Mark Millar abordó este particular proyecto.

Bueno… No voy a hablar de Batman, ya que la inmensa mayoría de la gente sabe quién es y del mismo modo tampoco voy a hacerlo del Joker... Pero sí que lo voy a hacer de Némesis.



Némesis es un nuevo personaje ideado por Millar para el sello Icon (que forma parte de Marvel Comics), así que imaginaos el cabreo que pilló DC Comics al ver que publicitaban una obra de la competencia, mencionando a dos de sus personajes más icónicos.


En fin, en ese tema no me meto (aunque Millar en todo momento “explota” la figura de Némesis hasta el límite, para que siempre lo andes comparando con los dos personajes de DC) y para ejemplo, un botón:

¿Esta imagen promocional no es un brutal remix entre Batman y Joker?






Némesis es una nueva vuelta de tuerca de Millar a la hora de abordar de forma salvaje el tema de los tipos enfundados en mallas ajustadas (su obra Kick-Ass se llevó recientemente al cine y trata de un chaval normal que se disfraza de superhéroe por las noches y le caen palizas constantemente). En este caso nos encontramos con un  multimillonario anarquista y de mente retorcida, cuyo mayor placer para evitar el aburrimiento es destruir a los policías más rectos y honrados de todo el planeta Tierra.

Pero no destruirlos de un tiro en la cabeza y ya está... No... Hay que hacerlo de la forma más enrevesada y pirotécnica posible.

Y es que de algún modo, los multimillonarios deben divertirse.

Estar leyendo el cómic de Némesis es como ver una película de acción “speedica” con unos efectos especiales carísimos (asalto a un avión en pleno vuelo, trenes descarrilando, aterrizajes en mitad de una ciudad rodeada de rascacielos, explosiones inmensas, secuestros imposibles a importantes cargos políticos, robos de secretos de estado, persecuciones a toda velocidad por la autopista, etc…) y con un sentido del ritmo narrativo que no te deja ni un momento de respiro.

Es espectáculo visual puro y duro… Y precisamente lo duro de muchas de las viñetas es lo que te empuja a seguir leyendo.


    
Para realizar todo este tipo de acciones, Némesis cuenta con un arsenal de lo más sofisticado y moderno, con una forma física excepcional y con una gran y lúcida mente preparada para cometer todo tipo de mal sobre los demás, sólo por el placer de poder hacerlo.

En el apartado gráfico se encuentra un excepcional y detallista Steve McNiven, que se encarga de hacer de cada viñeta un marco perfecto y descriptivo.

Creo que es una lectura muy recomendable y que no os deberíais perder por los siguientes motivos:

Es un personaje de nueva creación, por lo que tanto el lector novato como el experto no deben conocer nada de la historia pasada del personaje, ni haberse leído veinte mil cómics anteriores para entender las motivaciones de Nemesis.

Se trata de una miniserie de cuatro números, recopilados en España en un único tomo, así que no es necesario estar pendientes cada mes de nuestra librería especializada para saber cómo continuarán las aventuras del personaje.

Tiene un toque adulto, lo cual es de agradecer.

Está narrado en un tono muy cinematográfico, lo cual lo hace idóneo para dos cosas: los recién llegados al mundo del cómic lo aceptan de un modo más fácil y resulta espectacular en el planteamiento de sus viñetas.

También podría gustarte...

0 comentarios